todo sobre animales

¿Por qué mi gato vomita justo después de comer?

Categorias relacionadas

Es una situación con la que la mayoría de los dueños de mascotas preferirían no lidiar, pero que seguramente surgirá al menos una vez durante el tiempo que estén juntos: el vómito. Más específicamente, vómito de gato. A veces, es el resultado de una bola de pelo que necesita salir, pero otras veces puede ocurrir justo después de comer. En muchos casos, vomitar después de una comida no es motivo de gran preocupación, pero si ese vómito se combina con otros síntomas, o si su gato vomita repetidamente, es posible que deba tomar ciertas medidas para asegurarse de que su gato esté en su mejor estado de salud.

Haber de imagen: GrishaL/iStock/GettyImages

Vídeo del día

¿Por qué mi gato vomita después de comer?

Antes de que pueda comenzar a tratar el problema de vómitos de su gato, a falta de un término mejor, necesitará saber exactamente qué es lo que hace que su gato vomite después de comer. ¿Por qué? Porque los vómitos después de comer pueden ocurrir por varias razones, desde causas no tan graves como devorar su cena demasiado rápido, hasta problemas más preocupantes, como insuficiencia renal o hepática. Cuando se trata de diagnosticar a su gato, Blue Pearl Emergency Pet Hospital hace que sea más fácil saber con qué está trabajando al dividirlo en dos categorías: vómitos repentinos y vómitos crónicos.

Si nota que su gato vomita repentinamente después de comer y esto no es algo que suceda con tanta frecuencia, puede atribuirlo a algunas cosas. En primer lugar, los gatos y otros animales a veces vomitan la comida si la comen demasiado rápido. Es posible que encuentre trozos de comida sin masticar en el vómito, un signo revelador de una masticación demasiado entusiasta. A veces, un objeto extraño puede atascarse en la garganta o el estómago de un gato, lo que puede provocar vómitos. Otra razón por la que su gato puede perder su almuerzo repentinamente es una reacción a los medicamentos, algunos de los cuales pueden hacer que las mascotas (y las personas) se sientan un poco mareadas. Las causas más graves de vómitos incluyen un parásito intestinal, una infección bacteriana o infecciones virales.

Haber de imagen: Vasyl Dolmatov/iStock/GettyImages

Los vómitos crónicos suelen ser un signo de algo más grave y definitivamente deben consultarse con su veterinario en caso de que se necesite tratamiento. Algunas de las razones por las que su gato puede vomitar regularmente incluyen alergias a los alimentos, estreñimiento, infección por gusanos del corazón, pancreatitis e insuficiencia renal. Si no puede identificar fácilmente la causa del vómito de su gato y sospecha que algo anda mal, consulte con su veterinario, especialmente si el vómito contiene espuma, sangre o está acompañado de diarrea, deshidratación, pérdida de energía o pérdida de peso.

Cómo prevenir los vómitos

Dependiendo de lo que le haga vomitar a tu gato, es posible que puedas prevenir los episodios de malestar estomacal con algunos ajustes sencillos en su dieta o rutina. Si su gato vomita después de comer porque come demasiado, demasiado rápido, puede tratar de limitar las porciones de su comida y alimentarlo con cantidades más pequeñas más veces al día, o invertir en un comedero lento, que físicamente evitará que inhale para que mucha comida en un bocado. Si su gato parece vomitar regularmente después de comer cierto tipo de alimento, es posible que desee consultar a su veterinario para descartar cualquier alergia a los alimentos, lo que se puede hacer mediante una dieta de eliminación para identificar la proteína animal exacta que desencadena los síntomas de su felino.

Crédito de la imagen: infinityyy/iStock/GettyImages

¿Cuándo deberías preocuparte?

A veces, los vómitos no son muy graves y desaparecen por sí solos. Si su gato vomita más de un par de veces, o especialmente si vomita regularmente, una visita al médico debe ser una prioridad para ayudar a descartar cualquier problema médico dañino. Si sospechas que los vómitos de tu gato pueden no ser graves ya que no van acompañados de otros síntomas, Vet Now sugiere quitarle la comida durante un par de horas pero dejar agua a su alcance para beber. Luego, ofrézcale una cucharada de su comida y aumente la cantidad de comida a lo largo del día para ver si mejora. Si esto no evita que vomite, o si sus vómitos se combinan con otros síntomas, como bilis o diarrea, programe una cita con su veterinario lo antes posible para abordar cualquier posible problema.

Siempre consulte con su veterinario antes de cambiar la dieta, la medicación o las rutinas de actividad física de su mascota. Esta información no reemplaza la opinión de un veterinario.

Deje su comentario
Nombre
Correo electrónico
Comentario